Contando lo incontable

Contando lo incontable
Cuenta las estrellas, si puedes. Cuenta la arena del mar, si puedes. ¡Claro que no podemos! Ni podía Abraham. Pero cuando Dios le anima a hacerlo es solo para recordarle cuán grande es Él y lo pequeño que es el hombre. 


Un mensaje de fe que nos fortalecerá en esta oscura hora.

Comentarios

Entradas populares

Los nombres de Dios en la Biblia (ordenados por orden de aparición)

Venciendo a Madián