El nivel de la grosura (serie de cuatro)

Parte 1
Parte 2
Parte 3
Parte 4

EL NIVEL DE LA GROSURA 

 

REPASO 

Dios nos quiere llevar a un nivel espiritual de adoración y calidad de vida que es el nivel de la grosura. 

 

GROSURA, en hebreo JÉLEB,Y En griego es la palabra PIOTÉS (al final lo estudiaremos). Designa a la grasa o sebo, las entrañas, el meollo, las vísceras: como el hígado, los riñones y la grasa que recubría las entrañas de los animales. En España se llama casquería. También conocido como achuras, asaduras, entresijos, chinchulines o vísceras. 

 

La palabra achura (para referirse a la grosura los argentinos) tiene origen araucano/mapuche (achuraj) y significa lo que no sirve. Para los indios, antes de la conquista de América, las vísceras era lo que no servía en comparación con la carne, unas chuletas o un entrecot. Hoy en día es un deleite para el paladar y en los asados de todo el mundo se suele disfrutar previo a la carne, ya que contiene mucho sabor. 

 

La grosura representa 

Lo más interno 

Lo más útil 

Lo más valioso (por eso se protege más en el cuerpo) 

Lo de lo profundo, de las entrañas 

 

¿QUÉ ES LA GROSURA? 

ES LO MEJOR. LO EXCELENTE. LO SELECTO. 

Y Sacrificio de olor grato  

 

“Vianda es de ofrenda, que se quema en olor grato a Yahvé. Toda la grosura es de Yahvé” Levítico 3:16. 

 

DECÍAMOS LA SEMANA PASADA: 

ENTREGA LA GROSURA ERA como decirle al Señor: tú eres lo mejor y tú eres lo primero en mi vida. 

LA MEJOR ADORACIÓN. 

 

¿QUÉ SERÍA HOY MI GROSURA? 

Lo de más calidad que tengo para dar al Señor y lo que más valoro. 

 

EL NIVEL DE LA GROSURA:​ 

Dios nos quiere llevar a un nivel espiritual de adoración y calidad de vida que es el nivel de la grosura. 

 

ELEVARNOS AL NIVEL DE LA GROSURA 

Ser grosura es vivir en santidad porque nos ofrendamos para Dios. 

ALGO PRÁCTICO: santifícaselo al Señor. Haz eso que te hace caer una ofrenda de grosura para el Señor. Transfiéreselo al Señor tu Dios. 

 

-------------------- 

 

PRINCIPIO 1. UNA VIDA DE GROSURA ES CONVERTIRNOS EN OLOR FRAGANTE: 

 

PRIMERO LO QUE SOMOS 

Sed, pues, imitadores de Dios como hijos amados; y andad en amor, así como también Cristo os amó y se dio a sí mismo por nosotros, ofrenda y sacrificio a Dios, como fragante aroma (LIT. para olor de fragancia) EFESIOS 5:1-2. 

 

Y TAMBIÉN LO QUE DAMOS: 

Filipenses 4:17-19 

17 No es que busque la dádiva en sí, sino que busco fruto que aumente en vuestra cuenta. 18 Pero lo he recibido todo y tengo abundancia; estoy bien abastecido[a], habiendo recibido de Epafrodito lo que habéis enviado[b]: fragante aroma[c], (Lit., un olor de fragancia) sacrificio aceptable, agradable a Dios. 19 Y mi Dios proveerá a todas vuestras necesidades, conforme a sus riquezas en gloria en Cristo Jesús. 

DE NUEVO: ES ARMONÍA ENTRE OFRENDA Y ADORADOR 

 

DAVID Y LA GROSURA 

 

David no se bebió la sangre, pero se comió la grosura. 

 

El primer milagro de convertir agua en otra cosa fue en Belén. Cuando los tres valientes sacaron agua a riesgo de sus vidas. Ya no era agua era sangre. David no se la bebió, sino que la derramó en libación. Porque la sangre es muy sagrada para Dios. 

 

Sin embargo, Urías tenía una grosura que dedicó al Señor en tiempos de guerra: la delicia de su corazón, su esposa Betsabé. 

 

David se comió la grosura de otro hombre. Una joven muy bella. Pero era del Señor y de otro hombre. 

 

PRINCIPIO 2. ¿QUIERES VENCER LA TENTACIÓN? CONSAGRA LA GROSURA AL SEÑOR. 

 

Lo que David hizo fue muy vil. 

Y después de comerse la grosura de Urías destruyó al mismo Urías (que era grosura también, porque era de lo mejor de Israel).  

PRINCIPIO 3. LA GROSURA QUE TE COMES LA DESTRUYES, PERO CUANDO LA CONSAGRAS AL SEÑOR LA MULTIPLICAS. 

 

Más adelante, cuando David fue restaurado, entregó esa grosura al Señor (cuando murió el primer hijo de David y Betsabé no era castigo, era grosura). Era el primogénito de Urías, que el Señor lo llevó al Cielo a estar con su padre. Cuando Dios le dio un hijo a David: Salomón, no fue de David. Fue de Urías. La grosura se multiplicó. 

 

DAVID APRENDIÓ A DAR LA GROSURA: 

 

1 Crónicas 21:24 

Pero el rey David dijo a Ornán: No, sino que ciertamente lo compraré por su justo precio; porque no tomaré para el Señor lo que es tuyo, ni ofreceré un holocausto que no me cueste nada. 

 

 

SAL DEL NIVEL DE LA BAJEZA MORAL, DE LOS INSTINTOS BÁSICOS, DEL EGOÍSMO, DE VIVIR PARA TI; Y SUBE AL NIVEL DE LA GROSURA DE DARTE Y DARLE LA GROSURA DE TU VIDA AL SEÑOR. Lo mejor; lo que más te cuesta; lo más valioso… 

 

PRINCIPIO 4. CUANDO LE DAS TU GROSURA, DIOS TE SUSTENTA CON SU GROSURA. 

Dios nos quiere llevar a un nivel espiritual de adoración y calidad de vida que es el nivel de la grosura. 

GROSURA es una vida en abundancia: 

 

David aprendió a dar la grosura (no le daré lo que no me cuesta) y lo vemos en el Salmo 63:1. 

Salmo de David, cuando estaba en el desierto de Judá[a]. Oh Dios, tú eres mi Dios; te buscaré con afán[b]. temprano. Mi alma tiene sed de ti, mi carne te anhela[c] 

 

Y por eso: Como con médula[f] y grosura está saciada mi alma; 

y con labios jubilosos te alaba mi boca (verso 5). 

 

!!Cuán preciosa, oh Dios, es tu misericordia! Por eso los hijos de los hombres se amparan bajo la sombra de tus alas. Serán completamente saciados de la grosura de tu casa, Y tú los abrevarás del torrente de tus delicias. 

Salmos 36:7-8   

 

Y llenaré[g] saturaré con abundancia[h] grosura, el alma de los sacerdotes, 

y mi pueblo se saciará de mi bondad —declara el Señor. Jeremías 31:14. 

 

SOLO UNA VEZ EN EL NT, SIN EMBARGO, CON MUCHA FUERZA 

 

En griego, PiotésLa parte más buena o rica del animal: el meollo, la gordura, la abundancia. Solo aparece una vez y se traduce como Savia. También es sebo, riqueza, grasa o gordura; rica savia. 

 

16 Y si el primer pedazo de masa es santo, también lo es toda la masa; y si la raíz es santa, también lo son las ramas. 17 Pero si algunas de las ramas fueron desgajadas, y tú, siendo un olivo silvestre, fuiste injertado entre ellas y fuiste hecho participante con ellas de la rica savia (SEBO O GROSURA) de la raíz[i] del olivo, 18 no seas arrogante para con las ramas; pero si eres arrogante, recuerda que tú no eres el que sustenta la raíz, sino que la raíz es la que te sustenta a ti. 20 Muy cierto; fueron desgajadas por su incredulidad, pero tú por la fe te mantienes firme[j]. No seas altanero, sino teme. Romanos 11: 16-18 y 20. 

 

PRINCIPIO 5. UN VERDADERO HIJO DE DIOS RESPONDE CON SU GROSURA AL DIOS QUE LE HA DADO GROSURA. 

 

¿Acaso no nos ha dado Dios su riqueza? Lo mejor del Cielo: la grasa, la gordura, la rica savia. Entonces dice: 

-No te jactes. 

-No te ensoberbezcas. 

-Sino teme. 

-Mantente humilde, en fe y obediencia. 

 

Responde con tu grosura al Dios que te ha dado grosura.


Comentarios

Entradas populares

Venciendo a Madián

Los nombres de Dios en la Biblia (ordenados por orden de aparición)